Show simple item record

Prospección de los recursos hídricos en la exploración y explotación de hidrocarburos no convencionales: aplicación a la cuenca asturiana

dc.contributor.advisorCienfuegos Suárez, Pablo 
dc.contributor.advisorGarcía Ordiales, Efrén 
dc.contributor.authorGarcía Menéndez, Rocío 
dc.contributor.otherExplotación y Prospección de Minas, Departamento de spa
dc.date.accessioned2020-03-06T14:27:42Z
dc.date.available2020-03-06T14:27:42Z
dc.date.issued2019-12-13
dc.identifier.urihttp://hdl.handle.net/10651/54185
dc.description.abstractCon el actual desarrollo de las reservas de gas natural convencionales, las fuentes no convencionales, como las capas de carbón y las areniscas de baja permeabilidad, serán cada vez más importantes. La producción de recursos no convencionales, petróleo o gas, puede cambiar el mercado energético de un país, pero las preocupaciones de sus efectos ambientales por parte la sociedad ha creado, en ocasiones, un freno en el progreso de este tipo de industria. La mayor parte de las preocupaciones ambientales están ligadas a problemas atmosféricos o relacionados con el gran consumo de importantes volúmenes de agua. Uno de los puntos más debatidos desde el punto de vista social, al presentar el tema de la exploración de los hidrocarburos no convencionales, es el gran volumen de agua necesaria para la producción. Existe un nexo de unión entre la explotación de este tipo de recursos y el agua, no pueden existir uno sin otro, son inseparables. Se requiere agua para la extracción de hidrocarburos no convencionales. En el debate se plantean cuestiones como, ¿De dónde se va a extraer el agua necesaria?, ¿Se contaminarán los acuíferos durante la perforación y posterior estimulación de los pozos de exploración y/o producción?, ¿Dónde y cómo se va a verter el agua de retorno?, etc. Estos interrogantes se han ido respondiendo con el tiempo. En países muy avanzados en este campo como EEUU, Canadá o Australia, donde la producción de hidrocarburos no convencionales es, y ha sido siempre, una industria técnica y socialmente aceptada, se han seguido desarrollando estudios e investigaciones para continuar minimizando los posibles impactos de la actividad exploratoria y de producción. En los últimos años, la irrupción de los hidrocarburos no convencionales ha producido una revolución energética. En 2007, la producción se consideraba anecdótica, pero en 2014, con la producción mundial alcanzando 700 Bcm/año para recursos de gas y de 7,1 millones de barriles/día para petróleo (representando el 20 y 8% respectivamente), se considera esencial la exploración de nuevos yacimientos. No se puede negar que el volumen de agua necesaria para operaciones de exploración en el ámbito de los hidrocarburos no convencionales es muy elevado, entre 10.000 y 30.000 m3, pero es equivalente a otras actividades habituales realizadas cotidianamente. La explotación de recursos no convencionales puede ser una industria eficiente con procesos ambientalmente sostenibles, siempre y cuando, se utilicen las mejores prácticas y las tecnologías más apropiadas para cada fase de operación. Así, en los últimos años la gestión hídrica constituye uno de los principales retos de la industria de petróleo y gas. La producción de los hidrocarburos no convencionales se estima que seguirá aumentando al menos hasta el año 2050, según estimaciones, hasta volúmenes de 780 Bcm/año para recursos de gas y 8,5 millones de barriles al día. A los recursos de shale gas, se les supone un crecimiento continuo, mientras que los hidrocarburos tipo CBM o tight gas, se cree que la producción se mantendrá estable o incluso descenderá levemente en el caso del primero y, aumentará poco para el tight gas. Ante esta situación, uno de los retos más importantes es asegurar el suministro de agua adecuado y constante para las operaciones de explotación de hidrocarburos no convencionales y, al mismo tiempo, la protección del medio ambiente, de los recursos hídricos, sin interferir con la demanda de agua de la comunidad local. El ciclo de agua en la fracturación hidráulica definido por la EPA, muestra cinco etapas que incluye, desde el suministro de agua, la fabricación del fluido de fracturación, la inyección, recuperación del flowback y agua producida y, la gestión de la misma. Finalmente, se analiza el caso aplicado en la Cuenca carbonífera asturiana para el desarrollo de la exploración y producción de gas metano procedente de capas de carbón (CBM).spa
dc.format.extent290 p.spa
dc.language.isospaspa
dc.subjectIngeniería de suelosspa
dc.titleProspección de los recursos hídricos en la exploración y explotación de hidrocarburos no convencionales: aplicación a la cuenca asturianaspa
dc.typeinfo:eu-repo/semantics/doctoralThesisspa
dc.type.dcmitextspa
dc.local.notesDT(SE) 2019-197spa
dc.description.embargo2029-12-13
dc.rights.accessRightsinfo:eu-repo/semantics/embargoedAccess
dc.relation.ispartofURIhttp://hdl.handle.net/10651/54953


Files in this item

untranslated

This item appears in the following Collection(s)

  • Tesis [6600]
    Tesis doctorales leídas en la Universidad de Oviedo

Show simple item record